¿Qué es la inteligencia emocional en la vida de pareja?

La inteligencia emocional es una capacidad que permite armonizar cabeza y corazón, sobre todo en momentos difíciles.
Es el uso inteligente de las emociones. Se basa en la habilidad para captar sentimientos propios y ajenos: “… es la capacidad de reconocer nuestros propios sentimientos, los sentimientos de los demás, motivarnos y manejar adecuadamente las relaciones que sostenemos con los demás y con nosotros mismos”. (Goleman, D: La práctica de la inteligencia emocional. Kairós, Barcelona)
Supone traer al plano consciente la vida afectiva que permanecía oculta, para que en vez de ver obstáculos, sea una ayuda para el éxito en la relación conyugal.
El uso inteligente de las emociones tiene dos vertientes:
1.- El autodominio de las emociones, operando sobre sus causas que implica:
  • controlar sentimientos negativos, como la inseguridad, la ansiedad, la irritabilidad, la ira, la frustración, etc.
  • aprender a descomplicarse, a desdramatizar, a no culpabilizar a los demás, etc.
2.- Usar las emociones de forma positiva, obteniendo partido de alguna de ellas, como el entusiasmo, la compasión, la ternura, etc.
Algunas competencias emocionales pertenecen a la relación con uno mismo:
Autoconciencia: cuando nos encontramos irritados y de mal humor sin motivo se debe a que está actuando algún sentimiento negativo oculto en nuestra capa subconsciente.
En su día tuvimos una reacción emocional suscitada por una experiencia desagradable que luego quedó archivada, pero no desactivada.
Quienes no son capaces de descubrir esas emociones subterráneas y de sacarlas a la superficie, suelen quedar atrapados por ellas, se hacen dependientes de sentimientos negativos como la ansiedad, el desánimo, el miedo, el desasosiego, la frustración, la infelicidad, etc.
Las reacciones emocionales archivadas suelen ser portadoras de nuestras creencias y valores; constituyen una “sabiduría emocional” (Goleman) que actúa como punto de referencia de nuestra vida de pareja. Si sintonizamos con esas reacciones emocionales inadvertidas somos más conscientes de cuáles son nuestras actitudes en la vida conyugal.
El darse cuenta de las propias emociones en el momento en el que están actuando es tener autoconciencia. Esta competencia emocional es la más importante, ya que es la base sobre la que se construyen todas las demás. No puede haber autocontrol emocional si previamente no se han identificado las emociones que se desea controlar.
Autocontrol: no consiste en reprimir las emociones, sino en gobernarlas de acuerdo con los objetivos de cada persona. Se trata de restar fuerza y duración a las emociones negativas. Y también provocar en nosotros mismos el tipo de emoción adecuada a cada momento.
Automotivación: es una motivación interior, promovida por uno mismo. Está ligada a los valores de cada persona. Esta competencia emocional depende mucho del autocontrol porque quien es incapaz de controlar sus emociones negativas está desmotivado; en cambio, quien consigue dominar esas emociones y, además, activar otras más positivas, se automotiva.
Son propias de las parejas que ante los problemas aguantan, sacan fuerzas de flaqueza, buscan soluciones, etc.
Otras competencias emocionales pertenecen a la relación con los demás:
Empatía: es la capacidad que nos permite comprender al otro y hacer que se sienta comprendido. Implica saber captar los sentimientos del otro y sintonizar con ellos, para así poder ayudarle en algún posible problema.
Para llegar a sintonizar con los sentimientos ajenos, necesitamos antes sintonizar con los sentimientos propios. Si fuéramos prisioneros de nuestros sentimientos negativos inadvertidos por falta de autoconciencia y de autocontrol estaríamos imposibilitados para vibrar al unísono con los sentimientos de los demás.
Las personas con poca empatía padecen “sordera emocional”: están incapacitadas para detectar los estados de ánimo de los demás. Por este motivo pueden estar haciendo sufrir a otra persona sin enterarse de ello.
Habilidades sociales: pertenecen al arte de relacionarse con los demás de forma positiva, sin provocar tensiones y conflictos. Entre ellas están:
saber comunicar: hay comunicación cuando hay intercambio mutuo de mensajes claros y convincentes entre dos personas. Supone entender al otro y ser entendido por él.
saber trabajar en equipo: el trabajo en equipo consiste en unir nuestro esfuerzo al del otra para conseguir un objetivo compartido. Conlleva muchas actitudes positivas como: disponibilidad, flexibilidad para adaptarse a otras formas de pensar y de actuar, disposición para aprender del otro, saber anteponer las necesidades de la pareja a los intereses personales.
Son propias de las parejas que tienden a comunicarse, trabajan para sintonizar, ser amigos y crecer en intimidad emocional, etc.

6 comentarios sobre “¿Qué es la inteligencia emocional en la vida de pareja?

  1. Muchas gracias por tu comentario, la pestaña "Vida de pareja" contiene las ideas maestras de esta sección, textualmente: "Te voy a ir sugiriendo algunas sencillas "pautas" para no estar todo el día a la gresca con tu pareja. Claro que como el propio nombre del blog indica "sientatederecho", muchas claves suponen que tu tomes la iniciativa de los cambios que tienes que hacer para que tu vida de pareja no sea una continua batalla campal, aunque un poco de guerra, de vez en cuando, viene bien, verdad?. A veces sucede que la guerra declarada o soterrada es de tal envergadura que estas "pautas" ya no funcionan, en esos casos acude a un psicólogo, con formación y experiencia en temas de pareja, para que te oriente. Acude preferentemente en compañía de tu pareja, será más útil y eficaz: la pareja son dos". Espero que esta información te sea útil. No sé a quién me dirijo y por tanto, no puedo contextualizar en que situación te encuentras y por tanto personalizar mi respuesta, únicamente.

  2. Hola Yolanda, Muy interesante el artículo. Pero me gustaría q me aclarases como el autocontrol no consiste en reprimirse; yo lo veo como una forma de represión aunque sea elegida, pero que supone, al fin y al cabo, anular lo que sientes en ese momento. Muchas gracias.

    1. El autocontrol se refiere a no dejarse arrastrar por las emociones de manera que se entre en una espiral que va subiendo de intensidad hasta hacerse dueñas de nosotros mismos impidiendo que nos gobernemos y siendo ellas las que tomen decisiones sin el filtro de la razón o del sentido común, o de la lógica. Si la inteligencia emocional es la capacidad de armonizar cabeza y corazón la falta de autocontrol nos llevaría a un desbordamiento emocional. Tenemos derecho a expresar nuestras emociones siempre que no perjudiquemos a nadie, en el caso que nos ocupa a nuestra pareja y cuando nos dejamos llevar por las emociones, y nos desbordan, sufrimos nosotros y nuestra pareja innecesariamente porque recobrada la calma no vamos a expresar esas emociones de la misma manera y por eso, no hemos dejado de sentir lo que sentimos, únicamente que lo vamos a expresar sin dañarnos y sin dañar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*